CNE publica medida que obliga a los testigos electorales a trabajar en donde votan

Guachimán Electoral

La medida, publicada, en Gaceta Electoral trascendió a pocos días de que los partidos políticos tengan que iniciar el proceso de acreditación de quienes se encargarán de la importante verificación ciudadana

En la Gaceta Electoral del 20 de junio de 2024, el Consejo Nacional Electoral (CNE) publicó lo que denominan «Normas especiales y procedimientos para extender las credenciales a los testigos electorales de las organizaciones con fines políticos en la elección presidencial 2024».

La normativa establece los requisitos exigidos en la Ley Orgánica de Procesos Electorales (ser elector, saber leer y escribir, no ser funcionario del CNE, pero agrega que «Los testigos de mesa electoral deberán estar inscritos en el centro de votación en el cual se halle localizada la mesa electoral correspondiente». Lo dice el artículo 7 del texto publicado por el CNE.

Todo se resume en que los testigos electorales (que son quienes en nombre de los partidos políticos garantizan y fortalecen la verificación ciudadana durante todo el proceso) tendrán que supervisar el proceso en el centro electoral donde votan y, claramente, en la mesa en la que estén registrados.

El proceso de acreditación de testigos electorales comienza este 28 de junio, por lo que la oposición, que ha estado haciendo un trabajo importante buscando los perfiles necesarios para la defensa del voto, se tenga que reorganizar en cinco días para iniciar la sistematización de nombres ante el CNE. Una fuente consultada en la oposición mayoritaria (PUD) por el Guachimán Electoral afirmó que harán todo lo necesario para tener cubiertas las 30.034 mesas electorales del país, distribuidas en los 15.797 centros electorales. Trascendió que en las próximas horas todas las estructuras que estaban organizando el trabajo de los testigos definirán la estrategia a seguir.

Ahora bien, esta medida abarca, incluso, a la llamada oposición disidente, quienes deben buscar, también, a los electores, vinculados a su opción, que velen por la verificación ciudadana a favor de su postulación.

En cuanto al PSUV, el primer vicepresidente de esa organización, Diosdado Cabello, afirmó hace unos días que tenían los testigos completos y hasta «cinco suplentes por cada titular». En ese momento acusó que la oposición no tenía estructura para la defensa del voto.

Esta novedosa y restrictiva medida es primera vez que se contempla en una elección.

En el caso de la candidatura de Nicolás Maduro (que lo postularon 13 tarjetas) deberán tener más de 390.000 testigos, en el de Edmundo González Urrutia (que lo postularon tres tarjetas) tendrían que tener más de 90.000 personas. Esto sin contar con algunos suplentes que deberían sumar, en caso de que se presentara algún imprevisto.

Comments are closed.